¿Es la esquizofrenia una psicología anormal?